Blogia
rutinaidiosincratica

EL DIABLO VISTE DE ZARA

Para qué comprometerme a hacer algo si luego tardo meses en hacerlo. Perdón por haber tardado tanto en actualizar el bicho, pero es que he estado muy ocupada. Mala disculpa.

Estoy trabajando, no sólo trabajando, tengo un trabajo chulísimo: soy redactora de un programa de televisión. El trabajo me encanta porque puedo ser bastante creativa y hay gente casi más rara que yo conmigo. Pero son todos estupendos, es más, estupendísimos.

El primer día que entré en la redacción vi algunas de las chicas más guapas que vi en mi vida. Además todas vestían de locura, a la última, parecía un escaparate de cualquier tienda de INDITEX. Como allá donde fueres haz lo que vieres, intenté mimetizarme con el entorno como hacen esos animalitos muertos de miedo en los documentales de la 2, y ahora me preparo más para ir a trabajar que para salir de marcha por ahí. Bueno, no salgo de marcha. Últimamente llego tan cansada a casa que en vez de dormir caigo en coma durante doce horas todas las noches. Pero se supone que así es la vida laboral. Y soy una privilegiada porque mi trabajo me gusta. Y me gustan mis compañeros y mis compañeras, son tan fashion como riquiños. Se aprende un montón de ellos, aunque algunas veces me siento un poco pequeñita...

Justo hoy me pongo a escribir cuando debo tener 42 de fiebre y me duelen todos los músculos del culo, signo inequívoco de que tengo fiebre. Mi culo es el mejor termómetro.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres